Política Online: Caleidoscopio, por Guillermina Gómora Ordóñez

3 - noviembre - 2017 | 8:14 am


Caleidoscopio

Guillermina Gómora Ordóñez

Política Online

La revolución tecnológica nos alcanzó y está presente en cada uno de nuestros actos sociales, económicos, culturales y políticos. Seducidos por la inmediatez de las redes, organizamos nuestras vidas, tomamos decisiones y emitimos valoraciones.

Las redes sociales se han convertido en una de las herramientas y espacios de mayor importancia para el intercambio de ideas. Por eso ahora que están iniciando los tiempos preelectorales es importante revisar los pros y contras de éstas alternativas de comunicación y cómo han marcado nuevas formas de hacer política.

En México, donde habitamos cerca de 120 millones de personas, existen 70 millones de internautas, de éstas, alrededor de 63% tiene acceso a las redes donde los políticos y sus gobiernos transmiten información o mensajes;  el 37 % no tiene acceso a ellas.

Datos de la Asociación Mexicana de Internet, (AMIPCI) revelan que “en el campo de la democracia y la política en México, 6 de cada 10 entrevistados afirma que el Internet es un excelente medio de integración y 6 de cada 10 entrevistados, consideran que internet los acerca a los procesos democráticos en México”.

Los hechos  recientes así lo confirman, basta recordar cómo la sociedad civil estableció diversos canales de comunicación durante los pasados sismos; cómo hace más de un año los ciudadanos logramos entregar 634,143 firmas de apoyo para la #Ley3de3 y cómo se han organizado las marchas para condenar y exigir que se acaben los feminicidios bajo el #Niunamás, entre otras acciones.

Otro ejemplo de la política Online son: Pedro Kumamoto diputado local por Jalisco; Manuel Clouthier Carrillo, diputado federal por Sinaloa y Jaime Rodríguez Calderón “El Bronco”,  gobernador de Nuevo León. Los tres hicieron y hacen campaña en redes, interactúan con el ciudadano en tiempo real, haciendo a un lado los medios tradicionales.

El Internet en sus diversas manifestaciones se ha convertido en un instrumento fundamental de la comunicación de los políticos y de sus gobiernos. Los números así lo confirman. El 95 % de los internautas accede a las redes sociales por Facebook, le sigue Whatsapp con 93 %, Youtube con 72%, Twitter con 66 % e Instagram con 59 %.

Además, el 78 % de los internautas usa las redes sociales, para enviar y recibir correos, el 77 % para enviar y recibir mensajes instantáneos y el 74 % para buscar información.

Hay que reconocer y advertir que no toda la comunicación que se difunde por las redes sociales goza de una legitimidad preestablecida, menos aún, que toda la información que en ellas se despliega sea esencialmente valiosa.

Sobre todo en épocas electorales, donde la técnica del ventilador salpica a todos y los linchamientos cibernéticos se vuelven cotidianos, como hemos atestiguado con diferentes actores políticos como Ricardo Anaya, Alejandra Barrales, Emilio Gamboa, Andrés Manuel López Obrador, Enrique Peña Nieto, “El Bronco”, Felipe Calderón y una larga lista.

Enviar un tweet, subir un video, una foto, de forma pública pone al político en un dilema, ya que deberá responder o evadir la pregunta de los internautas y  lo que podría ser una buena opción de diálogo, podría convertirse  en un  problema de credibilidad a su persona y a su trabajo.

Los políticos que hasta hace poco veían con desdén estos medios de comunicación, han integrado equipos de profesionales para su manejo e incluso para influir y manipular, lo cual significa que buscan nuevos canales para llevar su mensaje a más gente vía las redes y no los medios convencionales.

La influencia de las redes sociales no puede sobreestimarse y tampoco minimizarse, se debe ser muy objetivo a la hora de valorar su impacto real. Está claro que las nuevas tecnologías seguirán avanzando y cada vez serán más accesibles a la ciudadanía. No hay marcha atrás, el futuro nos alcanzó.

Vericuentos

Cienfuegos: resultados regios

Singular informe de labores rindió el presidente municipal de Guadalupe, Nuevo León, Francisco Cienfuegos, casa por casa, visitó más de 400 colonias, reportó a sus gobernados que en el último año llegaron mil 580 millones de dólares de inversión extranjera directa de empresas como: Oil & Gas, LG, Perlick, Orora Landsberg y Symphony LTD. El municipio está considerado como el principal detonante turístico y comercial de la región noreste de México y del sur de Estados Unidos. ¡Órale!

El negocio del PT

Una vez más, Alberto Anaya y su redituable negocio: “Partido del Trabajo” (PT) confirman la perversión que encierra la partidocracia. Hace casi tres décadas se fundó  por iniciativa de  Raúl Salinas de Gortari. Nació como apéndice priista y hoy es el único aliado que ha aceptado y bendecido Andrés Manuel López Obrador de cara al 2018. En 27 años ha recibido como prerrogativas más de 4 mil 600 millones de pesos. Su aporte ha sido nulo a la política y a la democracia mexicana. ¿Hasta cuándo mantendremos  esta rémora? ¡Ufff!

guillegomora@hotmail.com

@guillegomora